La importancia del personal branding

Para cualquier directivo el personal branding es clave para posicionarse en el mercado impulsando su crecimiento profesional y el de su negocio

La marca personal o personal branding es un término que ha alcanzado mucha popularidad en los últimos tiempos por ser una estrategia de gran relevancia para cualquier directivo o profesional que quiera diferenciarse y conseguir más éxito en sus relaciones profesionales y sociales. Aunque, inicialmente, este término surgió como una técnica para buscar trabajo o cambio de carrera o profesión, actualmente también se utiliza con el fin de evolucionar profesionalmente dentro de la empresa, así como para impulsar el crecimiento de un negocio.

Desarrollar una marca personal consiste en saber comunicar las características que te hacen sobresalir. Ser visible, diferente y relevante en un entorno competitivo y cambiante. Cada persona debe ser capaz de aportar un valor único, diferenciador e irrepetible.

Principales características de la marca personal

La activación de tu marca personal de forma estratégica se ha convertido en la manera de ganar reconocimiento. ¿Quién no ostenta su propio sello personal a lo largo de su vida? Si eres consciente de esta realidad, podrás definir y visibilizar tus talentos y habilidades de forma exitosa.

Si ya tienes tu propia marca personal, vamos a ofrecerte cinco elementos o características que debería reunir para ser más fuerte en un mercado sumamente competitivo:

1. Autenticidad y honestidad. La marca personal debe estar ligada a tu esencia personal y reflejar los valores, habilidades y cualidades capaces de definir tu personalidad. Se crea a partir del individuo, desde dentro hacia afuera.

No es algo superficial. Por lo tanto, debes mostrar honestidad y ser una persona auténtica. Si no te muestras tal como eres, te llegará llegará a perjudicar. Las personas valoran qué hay detrás de un profesional. Además, aumentarán las posibilidades de que te contraten o compren tus productos o servicios.

2. Humildad y generosidad. Debes estar dispuesto a ayudar y aportar valor a las personas. Compartir tu conocimiento dará lugar a que tu marca brille y sea reconocida. La humildad es una cualidad que está presente en los profesionales que ayudan a los demás. Consiste en poder ver más allá de nosotros mismos. Así, como en tener la capacidad de aceptar y escuchar para cubrir las necesidades del otro.

3. Aprendizaje continuo. Si quieres que tu marca crezca, debes estar actualizado e informado. Es importante que consideres invertir en tu formación y participar en eventos. Siempre se recomienda dejarse ayudar por otros profesionales que te puedan dar un empujón. Nunca está de más aprender de la experiencia y del conocimiento de los que más saben.

4. Organización. Si quieres lograr que tu marca sea fuerte y duradera, has de contar con una buena planificación y definir bien tus objetivos. Todas las acciones deben ser coherentes; por ese motivo, hay que determinar los procesos y automatizar cuando sea posible.

5. Comunicación asertiva. La comunicación ocupa un lugar fundamental en la construcción de tu marca. A través de estrategias definidas, debes ocuparte de comunicar quién eres como profesional y de qué forma puedes ayudar a otras personas. Si quieres proyectar una imagen positiva, has de ser asertivo.

En definitiva, el personal branding precisa ser capaces de transmitir nuestra profesionalidad, compromiso, honestidad y fidelidad. Si queremos generar una comunidad que comparta las ideas que buscamos transmitir, debemos ser capaces de depurar y trabajar eficazmente lo que pretendemos.

 

Articles sur le même thème

No news available.

Evénements sur le même thème

Share this page Share on FacebookShare on TwitterShare on Linkedin
Close

Ser Socio

Descubre las ventajas de la Cámara Francesa